Los Escorpiones del desierto, de Hugo Pratt (…y Pierre Wazem)

 Escorpiones_del_desierto[1]

 Escorpiones del desiero 2 [1]

Temo no haber sido demasiado indulgente con Pratt a raíz de mi comentario sobre Las Etiópicas, de la serie de Corto Maltés. Ahora se trata de recomendaros  Los Escorpiones del desierto, que constituye una serie aparte en sí misma, compuesta de cuatro volúmenes y protagonizada por el oficial polaco Koinsky y subsidiariamente por su amigo el teniente De la Motte. El contexto es la Segunda Guerra Mundial en Africa nororiental. Se relata un periplo heroico-cínico de aventuras incesantes desde Libia hasta Etiopía. Se trata pues de una época más cercana a nosotros, con referentes político-culturales absolutamente reconocibles. El Long Range Desert Group, la tropa irregular y heterogénea formada bajo mandato británico para socavar el dominio fascista en la región, no deja de recordarnos el familiar ejército francoespañol de Leclerc, cuya acción temprana sobre la posición  italiana de Kufra aparece expresamente mencionada en la obra. Esta se beneficia de la propia experiencia y recuerdos de Pratt, que pasó parte de su infancia y juventud en el África Oriental Italiana donde su padre estaba destinado y murió.

La mirada de Pratt sobre el momento, el lugar y los personajes es transversal y oblicua. El argumento transcurre al inicio del conflicto, cuando los bandos contendientes y las posiciones de los individuos no están perfectamente delimitadas. A los alineamientos de las grandes potencias se superponen los intereses egoístas, las motivaciones intrincadas, los conflictos políticos regionales (como el incipiente entre los nacionalismos árabe e israelí), el sálvese quien pueda en un escenario inmisericorde, de una dureza extrema. Esta perspectiva humana, casi antropológica, de la obra recuerda también a los escritores españoles que en los últimos años han explorado enfoques inéditos de la Guerra Civil con notable éxito, como Alberto Méndez o Javier Cercas. No hay que olvidar que Pratt nació y creció en la Italia fascista, que su país cambió de régimen y de bando a lo largo de la guerra, y que él finalmente vivió su vida adulta en un mundo modelado por los vencedores de ese mismo conflicto.

Hugo Pratt falleció en 1995 sin terminar la serie, que en 2005 fue rematada por el autor suizo Pierre Wazem. Este siguió a pies juntillas la estética y el espíritu de Pratt, aunque su trazo se percibe más ligero que el del maestro y su recreación de los personajes un poco irregular. Wazem acentuó el protagonismo de De la Motte, cuyo apellido hidalgo y práctica del amor cortés le convierten en una encarnación más del cliché elegante y caballeresco de la Francia libre. En cuanto al acerado Koinsky, algunos han pretendido ver un trasunto de Corto. A mí particularmente me parece “más siglo XX”, más moderno que el maltés: tal vez es más filosófico -¿existencialista?- y menos romántico. La intervención en el relato de algunos personajes amigos de Corto, como Cush o Tenton, no deja de ser un guiño a los seguidores incondicionales.

En fin , si nos dejamos llevar por la fascinación juvenil por las hazañas bélicas pasaremos un buen rato y aún esta diversión nos mostrará unos cuantos flecos sueltos y perspectivas sugerentes sobre el desarrollo de la Segunda Guerra Mundial. Animaos pues con un clásico del cómic.

Escorpiones del desierto 3Escorpiones del desierto 4[1]

Una respuesta a Los Escorpiones del desierto, de Hugo Pratt (…y Pierre Wazem)

  1. […] otras ocasiones ya se comentaron aquí trabajos de Hugo Pratt: Las Etiópicas y Los Escorpiones del Desierto. El deseo de ser inútil reproduce de manera impecable muchas viñetas y bocetos del autor. Pero ni […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: